CONVENCIÓN SOBRE EL CAMBIO CLIMÁTICO

Lunes, 12 de junio de 2017

 

CONVENCIÓN  SOBRE EL CAMBIO CLIMÁTICO

 

Autor: Dr. Wilson Torres Espinosa

 

Antecedentes

 

Es preciso estar conscientes que los seres humanos somos parte consustancial de la naturaleza, pero que, lamentablemente debido al crecimiento exponencial de su población, al favorable y fantástico desarrollo tecnológico, nos hemos desnaturalizado, es decir que tomamos todos los insumos o materiales que requerimos para el sustento y para la vida misma, de nuestro entorno y no reparamos en el trastorno o precisamente en el daño que se ocasiona al medio ambiente, a nuestra casa global. Porque el crecimiento de la frontera agropecuaria, la construcción de infraestructura, la expansión urbana, la explotación y consumo de combustibles fósiles, la industrialización, para citar unas pocas de las macro actividades humanas, que alteran cada vez más el medio ambiente terrestre.

Esta situación,  desencadena varios problemas de contaminación y de alteración de nuestro entorno, parecerían que son desconocidos e ignorados por la gran masa de población y en algunos casos inclusive por algunas autoridades, debido a su movilidad circunstancial.  

Entre estas graves alteraciones del medio ambiente, se ha identificado plenamente el ?cambio climático?, que consiste en un ?cambio de clima atribuido directa o indirectamente a la actividad humana que altera la composición de la atmosfera mundial y que se suma a la variabilidad natural del clima observada durante periodos de tiempo comparables?

?Las temperaturas de la tierra son aptas para la vida fundamentalmente por un proceso natural conocido como efecto invernadero. Esto es cuando la radiación solar alcanza la atmósfera, una parte se refleja al espacio y la otra es absorbida por el planeta. Por ello la superficie de la tierra se calienta. Este calor es irradiado al exterior y absorbido por los gases presentes en la atmósfera, los llamados ?gases de efecto invernadero?. Esta capa de gases sostiene el calor de la superficie terrestre??    

Se atribuye el cambio climático a la emisión de gases de efecto invernadero, de la misma geosfera o esfera en donde se desenvuelve la complejidad de la vida, incrementada en forma exponencial por las actividades humanas, principalmente por la industria y la agricultura.  Estos gases ?GEI- que son: dióxido de carbono, metano, óxido nitroso, entre otros, cuya presencia creciente en la atmosfera incrementa la capacidad de absorber y retener la radicación calórica, ocasionando el aumento de la temperatura en la tierra.

Consecuencias

¿Qué ocurre con el cambio climático?  Modifica permanente y profundamente la composición de la biodiversidad, la economía y salud de las poblaciones humanas. Los estudios científicos advierten que, si no se detiene los efectos de la emisión creciente de los gases de efecto invernadero, los resultados en el entorno serán desastrosos. Entre estos:

?- El agua se expande cuando se calienta y las masas de agua ?los océanos- captan más calor que la superficie de la tierra, ascendiendo el nivel del mar.  

-Aumentará el nivel del mar debido a la fusión de los glaciares, sufriendo inundaciones las ciudades costeras.

- Los lagos y ríos podrían secarse

-Se intensificarían las sequías impidiendo los cultivos.

-Menos agua ?dulce? disponible para las actividades humanas, alterando totalmente la naturaleza.

-Presencia inusitada de huracanes, tornados y tormentas, debido a la irregularidad de la evaporación del agua.?

Este fenómeno ambiental desde hace algunas décadas ha concitado la atención de importantes investigadores y de universidades, así como de algunos países, por ello después de varias reuniones internacionales preliminares en 1997 se suscribe el Protocolo denominado de Kioto.

 

EL PROTOCOLO DE KIOTO

Constituye un tratado internacional firmado en la ciudad de Kioto, Japón, cuyo objetivo primordial fue el lograr que para los años 2008 al 2012, los países desarrollados disminuyan sus emisiones de gases de efecto invernadero a un 5% en relación al nivel de 1990, tomado como año base.    

En 1992 durante la Cumbre Mundial de Desarrollo Sustentable, realizada en Río de Janeiro; Brasil, frente a la evidencia científica sobre el cambio climático era impostergable tomar acciones a nivel integral, se instituyo la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático, integrada por 181 países;  tratado internacional, que concentra los esfuerzos y acuerdos alcanzados en el complejo proceso de establecer una respuesta consistente a este desafío ambiental y representa destacada relevancia al establecer términos  a las emisiones de gases de efecto Invernadero, principalmente para  los países industrializados.

Igualmente, este Protocolo de cumplimiento internacional incluyó tres innovadores mecanismos, llamados de ?flexibilidad y de Kioto?, mecanismos básicos para facilitar el cumplimiento de este Convenio, especialmente para hacer su aplicación menos onerosa. Estos componentes son: Transacción de emisiones (mercado de bonos de carbono), implementación conjunta de investigaciones y de proyectos para la disminución de emisiones y el Desarrollo Limpio.

Este Protocolo llamado de Kioto entró en vigencia en febrero de 2005 cuando se cumplió la condición de ser ratificado por 55 partes de la Convención, o sean países industrializados cuyas emisiones sobrepasan el 55% del total de ese grupo. Estados Unidos que responde al 36% del total de esas emisiones, aún no lo ha ratificado.

Es altamente preocupante que la actual administración de los Estados Unidos, siendo unos de los países más industrializados y por consiguiente más contaminantes del planeta tierra, haya denunciado la ejecución de la Convención  para el cambio Climático, y sobre todo el Acuerdo de París, que implica la ampliación de su vigencia,   a pesar que durante muchos años y hasta décadas, instituciones pioneras y antiguas creadas para precautelar los ecosistemas y los espacios naturales de ese gran país,   han constituido ejemplo para el resto del mundo, cuando se han dado pasos gigantes al emplear leyes, en forma rigurosa, inclusive aplicando fuertes multas pecuniarias y sancionando con prisión a los responsables de esas infracciones, haya subestimado desde el mismo ejecutivo esta situación calamitosa que perturba a su país y al planeta tierra. 

Es de desear que la sensatez, sobre este tema,  vuelva a estar presente en la administración de los Estados Unidos, para que se reconozca la gravedad del problema, que inclusive afectaría directamente a su inmenso aparato productivo, ocasionando cuantiosas pérdidas económicas y otros inmensos perjuicios para su misma población, y para que continúe liderando el combate a esta identificada y peligrosa amenaza del Cambio Climático, del Efecto Invernadero, de la alteración ambiental misma;  que, tarde o temprano o a más tardar a mediano plazo, aquejara catastróficamente a la naturaleza y en definitiva a toda la humanidad.

Lamentablemente se está presentando un hecho desconcertante, a raíz del apartado aparente de los Estados Unidos del Acuerdo de París, por exclusiva decisión del presidente Trump, algunos Estados de la Unión Americana, entre ellos California, al conocerse   que su gobernador Jerry Brown, se ha pronunciado tajantemente por continuar los esfuerzos para disminuir los efectos del cambio climático. El Gobernador de California ha afirmado que su Estado está 100% con el Acuerdo de París. ?El compromiso con la reducción de gases contaminantes y el uso de energía limpias es política del Estado de California?, ha ratificado.

Así se ha dejado en claro que el que se ha desmontado del escenario global es Trump y nos los Estados Unidos, porque esta lucha es, nada menos, por la supervivencia en el planeta.

 

 

Change password



Loading..